833 116-6862 833 236-1509

Monterrey VI - Opinión del Colegio

Por: Ing. E. Rafael Benavides Osorio
20 de Ene, 2017

Desde hace aproximadamente 5 años, en que se fundó el Colegio Mexicano de Ingenieros y Arquitectos, A. C., dentro de sus objetivos se encuentra el que sus agremiados trabajen en la preservación del medio ambiente en general y del que nos rodea en particular. Ahora bien, el antecedente de este colegio de profesionistas, es la Sociedad Mexicana de Ingenieros y Arquitectos, A. C., la cual se fundó en el año 2000, de modo que como se puede ver, nuestras inquietudes en tal sentido, no son recientes, sino que datan desde hace 15 años.

En el año 2010, en el Colegio nos enteramos de que se estaba trabajando en un proyecto hidráulico para construir una obra de ingeniería mediante la cual se pudiera trasvasar 15 metros cúbicos por segundo de agua, extraída del río Pánuco, a la ciudad de Monterrey Nuevo León, y su área metropolitana.

Apoyados en el conocimiento que tenemos del comportamiento de nuestro río y de los humedales Qué forma en su desembocadura al interactuar con el mar, quisimos conocer el impacto que el referido trasvase pudiera tener tanto en el río como en los humedales.

Por tal motivo decidimos organizar un foro en el que se analiza el problema y en el que se presentaron estimaciones preliminares con respecto a la disponibilidad del agua en el río.

Las estimaciones preliminares mostrar una probabilidad de que, en ciertas épocas del año, la disponibilidad del agua no fuera suficiente para satisfacer la demanda del proyecto Monterrey VI, como resultado de este primer evento, en el Colegio se acordó que estableciéramos comunicación con servicios de agua y drenaje de Monterrey, qué es el organismo operador y como consecuencia el encargado del citado proyecto, Para expresarles nuestras inquietudes al respecto. 

SADM, Atentamente respondió a nuestro llamado, Por lo que acudió aquí a Tampico, Tam. un grupo de especialistas de dicho organismo, a mostrarnos la información con que contaban y los detalles del proyecto, que estaba entonces en proceso de elaboración.

Dada la información que se obtuvo de la presentación de SADM,  se reforzaron las dudas que ya existían entre los asistentes al evento, de modo que se vio la conveniencia de integrar un grupo con miembros del Colegio,  especialistas en la materia y miembros de la sociedad civil, interesados todos por la ecología, con el fin de que se hiciera una evaluación de la información que aportó SADM,  así como una evaluación de la disponibilidad de agua en el río, a partir del análisis de  la información oficial existente con respecto a la precipitación pluvial, áreas de cuencas y demás Aspectos que se toman en cuenta para realizar este tipo de análisis.  los estudios fueron realizados por tres especialistas, uno de ellos representante de la comunidad académica, otro de la iniciativa privada y el tercero de los usuarios del agua para fines agrícolas.

Cabe hacer resaltar que tanto el grupo en su conjunto, integrado por 15 integrantes de la sociedad civil, cómo los especialistas que realizaron los estudios, aportaron su valioso tiempo y sus profundos y valiosos conocimientos en la materia, sin percibir ninguna remuneración económica.

Los resultados de los estudios mostraron que las inquietudes expresadas por la sociedad civil tienen sustento, ya que se puso en evidencia que el proyecto Monterrey  VI  no es hidrológicamente sustentable, qué va a afectar a los usuarios del agua y qué va a causar un desequilibrio ecológico en los humedales, si se lleva a cabo tal como está planteado, es decir sin construir previamente las obras de infraestructura hidráulica necesarias para tal fin.

Para terminar, expresamos que la postura del CMIA con respecto a Monterrey VI  y en general al aprovechamiento del agua de cualquier fuente,  es en el sentido de que EL AGUA ES DE TODOS,  y se debe distribuir equitativamente, garantizando el equilibrio ecológico, los derechos de los usuarios y no cancelando las posibilidades de desarrollo futuro de la zona en qué se toma el agua,  costa del avance de la región a que se pretenda trasvasar el vital líquido